[ anterior ] [ Contenidos ] [ 1 ] [ 2 ] [ 3 ] [ 4 ] [ 5 ] [ 6 ] [ 7 ] [ 8 ] [ 9 ] [ 10 ] [ 11 ] [ siguiente ]

Instalación de Debian GNU/Linux 2.2 para Intel x86
Capítulo 4 - Particionado del disco duro


4.1 Trasfondo

El particionado de su disco simplemente se refiere al acto de dividir su disco en secciones. Cada sección es independiente de las otras. Esto es equivalente a crear muros en una casa; si añade mobiliario a una habitación, esto no afectará a cualquier otra habitación.

Si ya tiene un sistema operativo en su sistema (Windows95, Windows NT, OS/2, MacOS, Solaris, FreeBSD) y quiere meter Linux en el mismo disco, probablemente necesite reparticionar el disco. Generalmente, cambiar la tabla de particiones con un sistema de ficheros ya creado destruirá toda la información que éste contenga. Por esto debería siempre crear copias de seguridad antes de hacer un reparticionado. Usando la analogía de la casa, probablemente desee mover todo el mobiliario de enmedio antes de cambiar una pared o correrá el riesgo de destruirlo. Afortunadamente, hay una alternativa para algunos usuarios; vea Reparticionado sin pérdida de datos al iniciar desde DOS, Win-32 u OS/2, Sección 4.7.

En una instalación mínima, GNU/Linux necesita una partición para sí mismo. Puede tener una sola partición conteniendo todo el sistema operativo, aplicaciones y sus archivos personales. La mayoría de la gente considera que la partición de intercambio (swap, n. del t.) también es una necesidad, aunque ésto no es estrictamente cierto. La partición de intercambio es un espacio reservado para el sistema operativo, que le permite usar el almacenamiento menos costoso en disco como ``memoria virtual''. Poniendo el espacio de intercambio en su propia partición, Linux puede hacer un uso más eficiente del mismo (es posible forzar a Linux para que use un archivo como archivo de intercambio, pero no se recomienda).

En cualquier caso, la mayoría de la gente escoge proporcionar a GNU/Linux más del número mínimo de particiones. Hay dos razones para dividir el sistema de ficheros en un número de particiones más pequeñas. La primera es por seguridad. Si algo corrompe el sistema de ficheros, normalmente sólo se verá afectada una partición. Así sólo debe restaurar (desde las copias de seguridad que ha estado manteniendo) una porción de su sistema. Como mínimo debe considerar crear lo que se denomina ``partición raíz'' (root partition, n. del t.). Ésta contiene los componentes esenciales del sistema. Si cualquier otra partición se corrompe, aún podrá iniciar GNU/Linux para arreglar el sistema. Esto puede salvarle de la necesidad de reinstalar el sistema.

La segunda razón es generalmente más importante en un negocio, pero realmente depende del uso de la máquina. Suponga que algo pierde el control y comienza a comerse el espacio de disco. Si el proceso causante del problema tiene privilegios de superusuario (el sistema preserva un porcentaje de disco no disponible para usuarios), puede quedarse súbitamente sin espacio. Esto no es nada bueno puesto que el SO necesita usar ficheros reales (además del espacio de intercabio) para muchas cosas. Puede incluso no ser un problema de origen local. Por ejemplo, un bombardeo de correo electrónico puede fácilmente llenar una partición. Usando más particiones, proteje al sistema de algunos de estos problemas. Usando el correo como ejemplo de nuevo, poniendo /var/spool/mail en su propia partición, el grueso del sistema funcionará incluso si está siendo bombardeado por correo-electrónico.

Otra razón aplicable es si tiene un disco IDE grande, y no usa ni mapeado LBA, ni controladores enmascaradores (a veces proporcionados por los fabricantes de disco duro), ni una BIOS moderna (posterior a 1998) que soporte extensiones de acceso a discos grandes. En este caso, tendrá que poner la partición raíz en los primeros 1024 cilindros de su disco duro (habitualmente unos 524 megabytes, sin traducción por la BIOS).

La única desventaja real de usar más particiones es que con frecuencia es difícil saber por anticipado cuáles serán sus necesidades. Si hace una partición demasiado pequeña tendrá que reinstalar el sistema, o estará constantemente moviendo cosas de sitio para hacer espacio en la partición de poco tamaño. Por otro lado, si hace la partición demasiado grande, estará desaprovechando espacio que podría ser usado en otra parte. El espacio de disco es barato actualmente, pero ¿por qué tirar su dinero?


4.1.1 El árbol de directorios

La siguiente lista describe algunos directorios importantes. Debería ayudarle para encontrar qué esquema de particionamiento debería usar. Si esta parte le es demasiado confuna, simplemente ignórela y léala cuando haya leído el resto del manual de instalación.


4.2 Planeando el uso de su sistema

Es importante que decida qué tipo de máquina está vd. creando. Esto determinará los requisitos de espacio de disco y afectará a su esquema de particionamiento.

Esto ha cambiado para Potato, necesita ser actualizado. Hay un conjunto de preselecciones de aplicaciones comúnes que Debian ofrece para su conveniencia llamados tareas (consulte Selección e instalación de perfiles, Sección 7.22). Las tareas son simplemente un conjunto de selecciones de paquetes que se lo ponen todo más fácil, en el sentido de que se marcan un número de paquetes de forma automática para ser instalados.

Cada tarea muestra el tamaño del sistema resultante después de que se complete su instalación. Aunque no utilize estas tareas de aplicaciones comúnes, esta discusión es importante para el planeamiento, dado que le dará una idea de cuán grandes han de ser su partición o particiones.

Los siguientes son algunas de las tareas de aplicaciones comúnes disponibles y sus tamaños: El tamaño de las aplicaciones y el tamaño debería ir aquí.

Server_std
Este es un perfil pequeño para un servidor, utilizado para servidores que no tienen muchas maravillas para sus usuarios de shell. Básicamente tiene un servidor de FTP, un servidor de web, DNS, NIS, y POP. Ocupará unos 50MB. Esto es, por supuesto, sólo el tamaño de los programas; cualquier conjunto de datos que vaya a ofrecer debería serle añadido.
Dialup
Un típico cliente de sobremesa, incluyendo el sistema de ventanas X, aplicaciones gráficas, sonido, editores, etc.. El tamaño de los paquetes es de cerca de 500 MB.
Work_std
Una versión más ligera de máquina de usuario, sin el sistema de ventanas X ni aplicaciones X. Posiblemente ajustado para portátiles o un ordenador móvil. El tamaño es de unos 140MB. (Observe que el autor tiene una configuración de portátil simple incluyendo X11 en menos todavía, cerca de 100MB).
Devel_comp
Una congifuración de sobremesa con todos los paquetes de desarrollo, como PERL, C, C++, etc. El tamaño es alrededor de 475MB. Si va a añadir X11 y algunos otros paquetes, debería planear cerca de 800MB para éste tipo de configuración.

Recuerde que estos tamaños no incluyen todos los demás materiales que se encuentran habitualmente, como ficheros de usuarios, correo y datos. Es mejor ser generoso cuando se considera el tamañao para sus propios ficheros y datos. Hay que destacar, que la partición /var de Debian contiene mucha información de estado. Los ficheros de dpkg (junto con información de todos los paquetes instalados) puede consumir fácilmente 20MB; con registros y similares debería por regla general destinar al menos 50MB para /var.


4.2.1 Limitaciones de disco en el PC

La PC BIOS generalmente añade limitaciones adicionales al particionado del disco. Hay límite para el número de particiones ``primarias'' y ``lógicas'' que puede contener una unidad de disco. Además hay límites sobre la unidad desde la que puede arrancar la BIOS. Puede encontrar más información en Linux Partition HOWTO y Phoenix BIOS FAQ, aunque esta sección incluirá un resumen para ayudarle a planificar la mayoría de las situaciones.

Las particiones ``primarias'' son el esquema original de particionado para los discos de PC. No obstante, sólo puede haber cuatro de este tipo. Para superar esta limitación, se idearon las particiones ``extendidas'' o ``lógicas''. Estableciendo una de sus particiones primarias como de tipo extendida, puede subdividir el espacio de dicha partición en particiones lógicas. Puede crear hasta 60 particiones lógicas por partición extendida; en cualquier caso, sólo puede tener una partición extendida como máximo por unidad.

Linux limita las particiones por unidad a 15 particiones para discos SCSI (3 particiones primarias posibles, 12 particiones lógicas), y 63 particiones en una unidad IDE (3 particiones primarias posibles, 60 particiones lógicas).

El último aspecto que debe conocer sobre la PC BIOS es que su partición de arranque, aquella que contiene la imagen de su kernel, debe estar contenida en los primeros 1024 cilindros de la unidad. Puesto que la partición raíz es habitualmente su partición de arranque, debe asegurarse de que su partición raíz queda en los primeros 1024 cilindros, a no ser que tenga una BIOS más reciente que 1995-98 (la fecha depende del fabricante) que soporta la ``Especificación de soporte de discos duros mejorados'' (``Enhanced Disk Drive Support Specification'', n. del t.). Tanto Lilo, el cargador de Linux, como la alternativa Debian mbr deben utilizar la BIOS para leer el núcleo desde el disco a la RAM. Si se encuentran las extensiones para acceso a discos grandes de la interrupción 0x13 de la BIOS, serán utilizadas. En otro caso, se utlizará el interfaz de acceso a disco, y éste no puede ser utilizado para acceder a ninguna posición del disco por encima del cilindro 1023. Una vez Linux ha arrancado, sin importar la BIOS de su ordenador, estas restricciones ya no se aplican, dado que Linux no utiliza la BIOS para acceder al disco.

Si tiene un disco grande, puede que quizás tenga que usar técnicas de traducción de cilindros, que puede configurar en si BIOS, como el modo de traducción LBA. Puede encontrar más información sobre asuntos de discos grandes en Large Disk HOWTO. Si está usando un esquema de traducción de cilindros, y la BIOS no soporta las extensiones para discos grandes, entonces su partición de arranque debe quedar en la representación traducida del cilindro número 1024.

La forma recomendada de hacer ésto es crear una pequeña partición (5 ó 10MB serían suficientes) al principio del disco que se utilizará como partición de arranque, y después crear cualquier otra partición que desea tener, en las áreas restantes. Esta partición de arranque debe ser montada en /boot, dado que es en este directorio donde los núcleos de Linux se guardarán. Esta configuración funcionará en cualquier sistema, independientemente de si se utiliza traducción LBA o discos grandes CHS, y sin importar si su BIOS soporta las extensiones para discos duros grandes.


4.3 Nombres de dispositivo en Linux

Los nombres de discos y de particiones Linux son diferentes que en otros sistemas operativos. Necesita conocer los nombres que Linux usa al particionar. Aquí tiene el esquema básico de nombres:

Las particiones de cada disco se representan añadiendo un número decimal al nombre del disco: ``sda1'' y ``sda2'' representan a la primera y segunda partición de la primera unidad de disco SCSI de su sistema.

Un ejemplo de la vida real. Asumamos que tiene un sistema con 2 discos SCSI, uno en la dirección SCSI 2 y el otro en la dirección SCSI 4. El primer disco (en la dirección 2) se llama entonces ``sda'', y el segundo ``sdb''. Si la unidad ``sda'' tiene 5 particiones, éstas se llamarán ``sda1'', ``sda2'', ..., ``sda5''. Lo mismo se aplica al disco ``sdb'' y sus particiones.

Nótese que si tiene dos adaptadores de bus SCSI (esto es, controladoras), el orden de las unidades puede prestarse a confusión. La mejor solución en este caso es mirar los mensajes de arranque, asumiendo que conoce los modelos de sus unidades.

Linux representa las particiones primarias con el nombre de la unidad, seguido de un número del 1 al 4. Por ejemplo, la primera partición primaria de la primera unidad IDE sería /dev/hda1. Las particiones lógicas se numeran a partir del 5, por lo que la primera partición lógica en la misma unidad sería /dev/hda5. Recuerde que la partición extendida, que sería la partición primaria conteniendo las particiones lógicas, no es utilizable por sí misma.


4.4 Esquema de particionado recomendado

Como se describía arriba, debería tener una partición root más pequeña, y una partición /usr más grande, si tiene espacio. Para ejemplos, vea más abajo. Para la mayoría de los usuarios, las dos particiones mencionadas inicialmente son suficientes. Esto es especialmente apropiado cuando simplemente tiene un disco pequeño, puesto que dividiéndolo en muchas particiones se puede desaprovechar el espacio.

En algunos casos, puede necesitar una partición /usr/local por separado si planea instalar muchos programas que no formen parte de la distribución Debian. Si su máquina va a funcionar como servidor de correo, puede necesitar crear una partición para separar /var/spool/mail. Con frecuencia, poner /tmp en su propia partición, con por ejemplo de 20 a 32MB, es una buena idea. Si está configurando un servidor con muchas cuentas de usuario, es generalmente bueno tener una partición grande para /home. Por regla general, las situaciones de particionado varían de un sistema a otro dependiendo de su uso.

Para sistemas muy complejos, debería ver Multi Disk HOWTO. Contiene información en profundidad, la mayor parte de interés para los ISPs (proveedores de Internet) y la gente que configura servidores.

Con respecto al asunto del tamaño de la partición de intercambio, hay diferentes puntos de vista. Una regla guía que funciona es usar tanta memoria swap como la memoria de su sistema, quizás la mayoría de usuarios no necesiten más de 64MB de swap. Tampoco debería ser menor de 16MB, en la mayoría de los casos. Por supuesto, hay excepciones a esa regla. Si intenta resolver 10.000 ecuaciones simultáneamente en una máquina con 256MB de memoria, puede necesitar un gigabyte (o más) de swap.

En arquitecturas de 32-bit (i386, m68k, 32-bit SPARC, y PowerPC), el máximo tamaño de la partición de intercambio es de 2GB (en Aplha y SPARC64 es tan grande que es virtualmente ilimitada). Esto debería ser suficiente para cualquier instalación. Sin embargo, si sus necesidades de archivo de intercambio son así de altas, posiblemente pueda intentar separar el archivo de intercambio a través de distintos discos (también llamados ``spindles'') y, si es posible, diferentes canales IDE o SCSI. El núcleo balancerá el uso del intercambio entre distintas particiones de intercambio, mejorando el rendimiento.


4.5 Ejemplos de particionamiento

Como ejemplo, la máquina doméstica del autor tiene 32MB de RAM y una unidad IDE de 1.7GB en /dev/hda. Hay una partición DOS de 500MB en /dev/hda1 (debería ser de 200MB puesto que nunca se usa). Una partición de swap de 32MB en /dev/hda3 y el resto (sobre 1.2GB en /dev/hda2) es la partición Linux.


4.6 Particionado anterior a la instalación

Hay dos momentos en los que puede particionar: antes de la instalación de Debian, o durante la instalación de Debian. Si su ordenador va a estar totalmente dedicado a Debian, debería particionar como parte del proceso de instalación (``Realizar particiones en un disco duro'', Sección 7.5). Si tiene una máquina con más de un sistema operativo en ella, debería generalmente dejar al sistema operativo nativo crear sus propias particiones.

Las siguientes secciones contienen información relativa al particionado en su sistema operativo nativo anterior a la instalación. Nótese que tendrá que establecer una relación entre cómo referencia las particiones su sistema operativo existente y cómo lo hace Linux; vea la Nombres de dispositivo en Linux, Sección 4.3.


4.6.1 Particionado desde DOS o Windows

Si está manipulando particiones existentes FAT o NTFS, se recomienda que use el esquema de abajo o bien las utilidades nativas Windows o DOS. En caso contrario, no es realmente necesario particionar desde DOS o Windows; las utilidades de particionado Linux generalmente harán un buen trabajo.


4.7 Reparticionado sin pérdida de datos al iniciar desde DOS, Win-32 u OS/2

Una de las instalaciones más comunes es en un sistema que ya contiene DOS (incluyendo Windows 3.1), Win-32 (como Windows 95 y 98 (o NT??)), u OS/2, y se desea poner Debian en el mismo disco sin destruir el sistema anterior. Como se explica en el Trasfondo, Sección 4.1, disminuyendo el tamaño de una partición existente seguramente se dañen los datos de la partición a menos que se tomen ciertas precauciones. El método descrito aquí, que no garantiza la protección de sus datos, trabaja muy bien en la práctica. Como precaución, debería hacer un backup.

Antes de hacer nada, debe haber decidido cómo va a dividir el disco. El método de esta sección sólo dividirá una partición en dos piezas. Una contendrá el SO original y la otra será usada por Debian. Como comprenderá, durante la instalación de Debian tendrá la oportunidad de usar dicha porción del disco para Debian, ya sea como swap o como un sistema de ficheros.

La idea es mover todos los datos de la partición al principio, antes de cambiar la información de particionado, con lo que no se perderán datos. Es importante que haga el particionado inmediatamente después de haber movido los datos, para minimizar la posibilidad de que un fichero se pueda escribir cerca del final de la partición, lo que disminuiría la cantidad de espacio que puede recortar a la partición.

Lo primero que se necesita es una copia de fips, disponible en el directorio tools/ de su réplica Debian más cercana. Descomprima el archivo .zip y copie los archivos RESTORRB.EXE, FIPS.EXE y ERRORS.TXT a un disquete de arranque. Un disquete de arranque puede crearse usando el comando sys a: bajo DOS. fips viene con una documentación bastante buena que le conviene leer. Sin duda alguna necesitará leer esta documentación si usa algún controlador de compresión o un administrador de disco. Cree el disco y lea la documentación antes de defragmentar el disco.

El siguiente paso es mover todos los datos al principio de la partición. defrag, que viene de serie con el DOS 6.0 y posteriores puede hacer fácilmente este trabajo. Vea la documentación del fips para una lista de otro software con esta capacidad. Nótese que si usa Windows 95, debe ejecutar defrag desde el mismo, puesto que DOS no puede manejar las tablas de asignación de disco tipo FAT32 usado a veces en Windows 95 y superiores.

Después de ejecutar el defragmentador (que puede tomarse su tiempo en un disco grande), reinicie con el disquete que ha creado conteniendo el fips introducido en la disquetera. Simplemente escriba a:\fips y siga las instrucciones.

Tenga en consideración que hay muchos otros administradores de partición, en el caso de que fips no haga lo que usted necesite.


4.8 Particionado para DOS

Si está particionando para unidades DOS, o modificando el tamaño de particiones DOS, usando utilidades Linux, algunas personas sufren problemas trabajando con las particiones FAT resultantes. Por ejemplo, algunos han informado de bajo rendimiento, problemas relacionados con scandisk, u otros errores extraños en DOS o Windows.

Al parecer, es buena idea llenar con ceros los sectores iniciales de una partición cuando crea o redimensiona ésta para el uso desde el DOS. Desde Linux, antes de ejecutar el comando format del DOS, haga:

     dd if=/dev/zero of=/dev/hdXX bs=512 count=4

[ anterior ] [ Contenidos ] [ 1 ] [ 2 ] [ 3 ] [ 4 ] [ 5 ] [ 6 ] [ 7 ] [ 8 ] [ 9 ] [ 10 ] [ 11 ] [ siguiente ]

Instalación de Debian GNU/Linux 2.2 para Intel x86

versión 2.2.27, 14 October, 2001
Bruce Perens
Sven Rudolph
Igor Grobman
James Treacy
Adam Di Carlo